Acceso a clientes

Cosas “raras” que se reciclan (o no)

Publicado el 7 diciembre, 2015 , en Medio ambiente, prevención, Salud

Aceite doméstico: se puede reciclar en cada vez más contenedores urbanos específicos para ello o en los puntos limpios, unas instalaciones públicas pensadas para depositar residuos domésticos peligrosos o voluminosos.

624x351xreciclaje-planeta-medioambiente.jpg.pagespeed.ic.2u9DWCUzrM

 

Muchos productos de uso normal se vuelven “raros” cuando hay que reciclarlos

Bombillas: se reciclan en contenedores específicos ubicados en tiendas o en puntos limpios.

Cápsulas de café: no se pueden reciclar en el contenedor amarillo, pero marcas como Nespresso o Dolce Gusto tienen puntos de recogida para sus cápsulas usadas.

Chicles: hay que tirarlos en el contenedor de fracción resto, es decir, el de la basura que no se puede echar en los contenedores de reciclaje.

Discos: CD y DVD, solo en algunos puntos limpios (preguntar en el más cercano); vinilos y VHS y casetes, al de la basura.

Envases, no todos: gran parte de los envases de uso doméstico se reciclan en el contenedor amarillo, pero no todos, dada la gran variedad y sus diferentes materiales. Se echan al contenedor de basura botes y tarros de barro, moldes de silicona, biberones, termos y bidones de ciclista. Sin embargo, los táperes para alimentos, las macetas de plástico y los envases con el logotipo de la calavera (peligrosos), además de al contenedor de fracción resto también pueden depositarse en un punto limpio.

Envoltorios y bandejas de alimentos: van al contenedor amarillo envoltorios (de caramelos, chicles, bombones, etc.) tanto los plásticos como los metalizados, plástico de burbujas, celofán, corcho blanco, bolsas de frutos secos, sobres de sopas, abrazaderas de plástico de las latas, plástico que envuelve botellas y tetrabriks, bolsas de plástico de alimentos, bolsas de redecilla de fruta y patatas, bandejas para alimentos y el plástico fino que los envuelve y envoltorios triangulares de sándwiches.